Iñaki


Como en mi casa soy el hermano mayor, ya sabéis a los mayores nuestros padres nos inculcan los valores de la responsabilidad y la seriedad, así que soy el más responsable de todos ;-) .

En realidad, soy una mezcla entre Alain Delon y Mr. Bean, o sea, que combino bastante bien eso de ser el serio y el buen humor. No pierdo la oportunidad de escuchar música y, de vez en cuando, me engancho tanto que la siento dentro de mí.

Hasta bien mayorcito no habÍa probado el vino. Bueno, probar sí, lo habÍa probado, pero eran vinos dulces como el Sansón o la Quina San Clemente, caldos que nos daban a los chavales de mi generación para quitarnos la cosilla de curiosidad. Ya sabéis, aprovechando los días festivos y tal y tal… Esas fueron mis primeras experiencias con el vino. Experiencias que recuerdo con mucho cariño.

Creo que el paso decisivo llegó en Requena. La universidad te da una perspectiva diferente de la vida y fue en ese momento, estudiando enología cuando me enamoré de él hasta el día de hoy.

Como buen vasco disfruto con la comida, aunque los demás dicen que soy un tío que se cuida. Uno de mis placeres es cocinar para la familia y para mis amigos en la sociedad. Entre nosotros: pienso que soy un gran cocinero y un pequeño enólogo. Para mí es una gozada la sobremesa charlando de las cosas de la vida. Y como me gusta charlar, creo que el blog va a ser un buen sitio para disfrutar de mis colegas enólogos.

Después de 22 años en el mundo vitivinícola, y tras haber conocido muchas regiones, visitado todos los continentes, muchas bodegas y muchos enólogos, con la experiencia adquirida, y con una visión muy particular del mundo vitivinícola, me he animado a participar en este blog.

Qué os digo que no sepáis ya? Soy un amante del sector, tengo grandes amigos, y toda mi vida profesional la he pasado en bodegas, así que mi participación en este blog es un nuevo estímulo porque pienso que puede ser muy constructivo.

También me siento comprometido con el sector, ya que mucho de lo que he hecho en la vida lo debo a toda esa gente que ha tenido confianza en mí, y que me ha dado la oportunidad de poder trabajar, y desarrollarme tanto personal como profesionalmente. Pienso que participar en el blog es una manera de devolver lo que he recibido, y seguir creciendo.